domingo, 29 de septiembre de 2013

KING KONG Y LA BRUJA ZURIÑE PARTE I


"King kong" tenía una mirada tierna y dulce, su grandiosa imagen contrastaba con la delicada y diminuta bruja que lo hechizó. El inocente King kong observaba entre temeroso y emocionado a su fina compañera, la miraba ladeando ligeramente la cabeza y cerrando sus finos labios, gestos que incrementaban la dulzura e inocencia de su tímida y temerosa mirada. Pobre King kong, no sabía que la brujilla diminuta era una sádica, pequeñita pero matona. Le gustaba leer El Marqués de Sade y pronto se compenetaron muy bien en sus apasionados y fogosos encuentros, la bruja se llamaba Blanca, pero como King Kong era de origen vasco, la llamaba Zuriñe.
Disfrutaban de momentos inolvidables, sea comiendo, que tomando un café que dando un paseo en ciudad en la maravillosa estación de otoño, enmoquetada de hojas; Pero un día King Kong le hizo una propuesta a Zuriñe, y ésta no sabía si se trataba de un juego más o de la pura realidad....King Kong estaba atravesando una fuerte crisis económica y pensó que la bruja podría trabajar haciendo hechizos...(continuará)

No hay comentarios: